Cómo funciona una grua de construcción

Este tipo de grúas se caracterizan por tener un gran tamaño, pero gracias a esto se puede ocupar para cualquier obra de construcción. Dentro de las construcciones se puede operar con grúas móviles o grúas de torres, que permiten la agilización de la obra. Las partes esenciales que se deben conocer de estas grúas son:

  1.  La base, que se encuentra fija y atornillada a una gran plataforma de concreto que soporta la grúa.
  2.  La base que  se conecta a la torre y que le da a la grúa de torre la  altura necesaria.
  3.  La unidad de giro que va unida  a la parte superior  de la torre y se compone por un gran anillo de engranajes y un motor; lo que permite que la grúa girar.
  4.  La pluma, el brazo de la maquinaria y los contrapesos van en la parte de engranajes.
  5.  Por último, la cabina del operador.

gruas en  obra

Una grúa con una torre típica tiene  una altura máxima de 265 pies (80 metros) sin soporte, con Alcance máximo de  230 pies (70 metros).  La carga máxima que la grúa puede levantar es de 18 toneladas (39,690 libras). Cuanto más cerca este la carga del centro de rotación, la grúa puede levantar el peso con seguridad. La carga máxima ser controla con la tracción sobre el cable y  asegura de que la carga no exceda las 18 toneladas. La estabilidad de la grúa se la da una gran plataforma de hormigón que  normalmente mide 30 pies por 30 pies por 4 pies (10 x 10 x 1,3 metros) y pesa 400,000 libras (182,000 kg). 

Este tipo de grúas también se  utilizan en la construcción de aeropuertos, grandes centros comerciales, hospitales,etc; en definitiva en obras en las que por las condiciones especiales de ejecución de los proyectos,  necesitan mover pesos muy importantes.

Tipo de Gruas industriales

La grúa es una de las principales maquinarias que utilizamos para grandes construcciones. Estas permiten el traslado de forma vertical de los materiales o cargas que necesitan elevación y que serán utilizadas para la obra.

Las grúas pueden cargar desde los cientos de kilos hasta toneladas, se pueden encontrar diversos tipos de grúas, las cuales cada una tendrá una función específica, dependiendo la movilidad de la grúa y el tipo de instalación se pueden diferenciar cuatro tipos de grúas:

Grúas fijas: Se colocan mediante un pie que permanece sostenido en el suelo o mediante un soporte anclado a la pared, estas anclas deben ser firme.

Grúas de techo o viajeras: En este tipo de grúas, los raíles se ubican en el techo, lo cual deberá de resistir el peso de la estructura.

Grúas móviles: Es la más utilizada, exige mucho espacio, mantenimiento, y una buena habilidad para poder manejarla. Las grúas móviles son perfectas para pasar por lugares estrechos y deben aproximarse lo más que puedan a los puntos entre los que se realizan las transferencias ya que estas no permiten el giro del asiento.

Grúa torre: Las grúas torre son utilizadas para elevar y distribuir las cargas, ya que poseen un gancho que cuelga de un cable, lo cual se desplaza por un carro a lo largo de una pluma. Una ventaja de estas grúas es que puede encajarse directamente en el suelo como también puede ser inmovilizada si rueda sobre caminos curvos y rectos.

Grúas Pluma: Las grúas de tipo pluma se caracterizan por tener la capacidad de elevarse en sí mismas, extendiéndose a lo largo o a lo ancho a través de diferentes tramos o secciones que se van engarzando una con otra a través de sistemas hidráulicos y/o mecánicos.